Publicidad

Detectar y neutralizar riesgos financieros

VN:F [1.9.22_1171]
Que te parecio el articulo?
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
En las organizaciones, el riesgo de descalce financiero siempre existe, independientemente de los ciclos y vaivenes económicos. De allí que la  correcta gestión de las finanzas sea clave para evitar males mayores. Se trata de conocer los puntos críticos que pueden afectar el equilibrio financiero de la empresa, algo así como identificar las señales de alerta de que algo empieza a fallar y adoptar las medidas que corrijan la tendencia.
“Hemos tenido épocas en donde el círculo financiero no cerraba y no podíamos calzar nuestras cobranzas con nuestro calendario de vencimiento de pagos. En esos momentos, recurrimos a descubiertos bancarios, venta de valores y, alguna que otra vez, a aportes propios. Necesitábamos encontrar el equilibrio”, cuenta Roxana Piombino, socia de Fercol.
El equilibrio financiero de las empresas puede verse afectado por tres grandes riesgos: estiramiento en los pagos de los clientes, cuando los activos líquidos o aquellos que son fácilmente convertibles no alcanzan para cumplir con las obligaciones y los operativos, vinculados al funcionamiento de las firmas.

MÁS GASTOS QUE INGRESOS

Los primeros síntomas de que algo no anda bien en las finanzas de la empresa aparecen al descubrir que el gasto supera el ingreso de liquidez, lo que se traduce en dificultades para el abastecimiento, en reducción de personal y falta de inversión en publicidad o marketing. No llegar a tiempo en este sentido supone generalmente tener que recurrir a endeudamiento. El punto es que no todas las firmas acceden a buenas condiciones de crédito para capital de trabajo y acuden al circuito informal del crédito, con tasas mucho más altas y, por lo tanto, mayores costos. Primero es un rojo financiero, que si no se lo corrige a tiempo se transforma en económico y puede terminar tornando inviable el negocio.
Asociado al  financiamiento, aparecen otros tipos de riesgos. Son  riesgos diferidos, porque sus consecuencias aparecen tiempo después de la decisión de origen: por ejemplo, cuando se le asigna un crédito a 30 días a un cliente, sin una correcta evaluación de riesgo, y el día 31 aparece el impago. Recién ahí se manifiesta el daño o perjuicio económico-financiero, con sus efectos sobre la liquidez y la solvencia de la empresa
En el terreno de la logística, el punto más sensible al riesgo financiero es el vinculado a la gestión de inventarios.

PRUDENCIA

 Para los especialistas, las acciones preventivas deben regirse por la prudencia y contemplando el conjunto de los sectores de la empresa. “Tratamos siempre de adelantarnos a los problemas –dice Piombino, de Fercol–. Trabajamos con todas las áreas interconectadas. Buscamos que el desarrollo de algún proyecto en un área impacte de la mejor manera posible en la otra. Y cuando se necesita que el sector financiero responda rápida y eficazmente a las necesidades, podemos preverlo analizando nuestros informes.”

VN:F [1.9.22_1171]
Que te parecio el articulo?
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0 (from 0 votes)
Publicidad

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *